La búsqueda del bienestar personal - Una Spartan Race hacia dentro

Hay un momento, en la vida de todo ser humano, donde te encuentras con que lo que has aprendido ya ha dado de sí todo lo que podía. Tus padres, tus profesores, todo lo que has conocido y practicado ha llegado a un tope existencial del que no puedes rascar nada nuevo. Te ves diciendo las mismas cosas de siempre, aplicándote los mismos consejos que hace diez años y tratando de salir del mismo modo de problemas nuevos y retos diferentes.

Ahí es donde comienza tu viaje interior. Comprendes que necesitas nueva información, formas diferentes de gestionar situaciones cada vez más complejas.

Y entonces saltas hacia dentro. Empiezas por aquellos rincones que te dan menos miedo: ¿me cuido físicamente? ¿Cómo son mis relaciones personales? ¿Me gusta mi trabajo? Generalmente, las respuestas no son las que te gustarían. Pero comienzas a cambiar parcelas tímidamente, hablas de tu posible cambio, puede que incluso cambies de look para favorecer ese incómodo comienzo: el inicio de la Spartan Race es siempre fuerza pura.

Por desgracia, esta es la parte donde muchos se quedan por el camino.

Si estás en ese momento de tu vida donde sabes que quieres un cambio, donde tu cuerpo y tu energía te lo pide a gritos, no lo dudes y pide ayuda. Utiliza esa fuerza de los comienzos para gestionar un camino que sea fluido y sin forzarte demasiado. No te quedes sin energía en los primeros obstáculos para perder confianza en ti y poder decirte otra vez que te has fallado.

Vete con calma, que la Spartan interior es un viaje de toda una vida. Aprende a escucharte: medita sobre quién eres y sobre quién te gustaría ser. No te exijas de más, ni te permitas de menos. Soluciona primero lo que menos miedo te de y vete subiendo en dificultad, que no le debes nada a nadie salvo a ti mismo. Eso es el desarrollo personal. Y sobre todas las cosas, anímate, sé tu mejor cheerleader, dile a tu corazón una y otra vez el maravilloso trabajo que estáis haciendo tu cuerpo, tus emociones, tu energía y tú simplemente por participar en una carrera a la que tantos ni se atreven a inscribirse.

Y cuando menos te lo esperes, te darás cuenta de que ya has ganado.



-Cris Novela


17 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo