La explicación

d1.png

La vida humana es un juego en el que decidimos participar libremente antes de nacer, algo así como un laberinto gigante que sabemos que nos traerá las enseñanzas que necesitamos como seres existenciales. Cada ser humano viene con un aprendizaje específico que cursar y comienza con unas características únicas.

 

Es por ello por lo que convivir en una sociedad donde se supone que todos tenemos que aprender de la misma manera, vestirnos en base a lo que se lleva, comportarnos de una forma específica según nuestro entorno social y conseguir lo mismo en la vida, es la mejor trampa que nos podíamos poner.

 

Piénsalo: si antes de nacer ya supieras que te vas a meter en un cuerpo para vivir una vida donde cada vez que no encajes te vas a sentir mal... ¿entonces para qué vienes?

 

Precisamente para trascender esta dualidad y aprender a romper tu molde. Ese es el juego.

 

Eres un ser existencial que ha venido a tener una experiencia humana. A través de las dificultades humanas y lo que conlleva no seguir al pie de la letra lo que está preestablecido, tu energía vital —esa sí que lo sabe todo, y lo único que hace durante todo el día es avisarte—, estás experimentando una experiencia dual para ir aprendiendo y evolucionando. 

 

Es un laberinto donde todo lo que entra por nuestros sentidos físicos puede ser un engaño. Esa es la gran trampa. Que nos han dotado de unos sentidos que nos pueden ayudar tremendamente en el camino, pero no son la manera principal por la que deberíamos guiarnos para salir. La única manera de salir del laberinto es cerrar los ojos, conectar con nuestro interior, y fiarnos de que sabremos salir de ahí simplemente sintiendo el camino. ¿No te parece curioso que vivamos en una sociedad de “ver para creer” cuando precisamente lo que vemos está decidido por otros?

 

Nuestro método

En The Wake Up Concept queremos entrenarte para conectar con tu interior y con tu cuerpo y que con práctica conozcas tu propio idioma y vayas entendiendo por qué y para qué elegiste ese cuerpo; por qué y para qué toda tu luz y tu sombra; por qué y para qué elegiste deliberadamente entrar en este juego dual que llamamos vida.

 

Hay muchas maneras de conectar con tu energía. En The Wake Up Concept te enseñaremos nuestro método, que se basa en conocer ciertos conceptos ya sea por medio de tu energía (meditación, visualizaciones, ejercicios de autoconocimiento) o por medio de tu cuerpo (entrenando de forma personalizada lo que tu cuerpo necesita para ayudar a tu energía a crecer).  Ambos te ayudarán a salir de tu sueño profundo y, como dice nuestro nombre, a despertar. 

 

Tienes varias opciones a la hora de conocer nuestro método: puedes elegir nuestros libros, que te contarán parte de nuestro método de una manera entretenida; puedes venir a nuestros talleres —algunos específicos y otros personales en base a la energía específica del grupo— o si quieres algo más personalizado o privado puedes directamente conectar con tu energía en sesiones individuales con Cris, o iniciar tu camino por todo lo alto con nuestro proceso intensivo:  11 días donde combinarías las sesiones individuales con Cris con sesiones de entrenamiento corporal con Mary, (que te enseñaría a sacar lo que ya no necesitas a través de tu cuerpo).

 

Cualquiera de los métodos que te llame será el que tu energía te está indicando, y aquí es donde comienza tu primera lección; dejar que sea tu instinto el que te guíe por dónde debes empezar. 

Proceso

intensivo

11

La base de nuestro método

En cualquier caso, y porque en este concepto se basan todos los demás conceptos que trabajamos, te invitamos a que conozcas el Concepto del Autobús. Nos parece muy buen baremo para decidir si quieres comenzar tu proceso de despertar con nosotros o si prefieres seguir por otro camino. Nuestra misión es hacerte tu proceso de autoconocimiento lo más sencillo y entretenido posible, y si este concepto no te cuaja, a lo mejor no somos el equipo que necesitas y debes seguir buscando.

Te animamos a que conozcas este concepto de la mano de su autora y, si te animas después, de tu futura traductora espiritual. Siéntate cómodamente, deja tus creencias a un lado durante un rato, y dale a Play.